El pasado viernes día 5 de mayo estuve en un evento organizado por Work Lan y Mapa Taller, con el apoyo de SECOT, en el que un grupo de cooperativas pequeñas se reunieron con la intención de constituir una red que les ayude a lograr sus objetivos. Yo fui en representación de EmakumeEkin para contar nuestra experiencia creando la red. Disfruté y aprendí mucho en el encuentro. También me dio ocasión de reflexionar sobre lo que significa EmakumeEkin y lo que hemos logrado con mucha dedicación y esfuerzo.

Hemos creado una red de colaboración efectiva. Gracias a los medios digitales y a los encuentros físicos (WhatsApp, Twitter, Emakumeetings, cafés…) hemos abierto canales de comunicación entre las asociadas para que puedan solicitar ayuda, desarrollar sinergias, dar a conocer sus iniciativas, …

Las píldoras de conocimiento que organizamos mensualmente y que lidera una socia experta en un área, permiten no solo compartir ese conocimiento, dentro y fuera de la red, sino también dar visibilidad a la empresa de esa socia y la oportunidad de presentar su trabajo ante un público amplio, testando sus habilidades de comunicación ya que la emprendedora recibe feed-back en forma de encuesta escrita.

Hemos adquirido un gran conocimiento de las necesidades de las mujeres emprendedoras y, como consecuencia, de las personas emprendedoras en general. Gracias al trabajo que hemos desarrollado en jornadas de detección de necesidades en ayuntamientos tan variados como Santurtzi o Markina, a los programas de intercambio de experiencias con agentes relacionados con el emprendimiento (DEMA, Behargintzas, BEAZ, Universidades, Cámara de Comercio…) y de otras muchas iniciativas y proyectos, estamos acumulando mucha información útil y enriquecedora.

Y, sobre todo, hemos logrado hacer todo esto sin perder el amor, la ilusión y el cariño con el que iniciamos la aventura y con los que queremos recibir a todas las mujeres que se acercan a nosotras.

Como ves, viene muy bien hacer de vez en cuando una parada para pensar, ver lo que has logrado hasta ahora y recordar los motivos que te llevaron a iniciar tu empresa. Anima mucho y aporta información sobre si estás o no avanzando en la dirección adecuada. Te propongo que esta semana, dediques un momento a imaginar que otra mujer, que quiere iniciar un proyecto como el tuyo, se acerca a ti para pedirte consejo y conocer tu experiencia. ¿Qué le dirías?  ¿Cuáles son los obstáculos que se va a encontrar y cómo los has afrontado tú? ¿Dónde estás ahora y cuánto tiempo y esfuerzo te ha llevado llegar? ¿Qué puede esperar?

Reflexiona sobre qué has aprendido, cómo puedes utilizarlo para lograr tus metas y a quién quieres agradecer por ello.

Yo quiero agradecer a todas las mujeres emprendedoras que nos hemos encontrado por el camino por vuestra valentía, por confiar en nosotras y por acogernos con los brazos abiertos

ESKERRIK ASKO!!

reflexión estratégica: susana-zaballa-tot17

Imagen: truequeotrato.net

TwitterLinkedInGoogle+FacebookPinterestEmail