Después del primer evento público del programa de Acompañamiento a Mujeres Emprendedoras que desarrollamos junto con Diputación Foral de Bizkaia, BM30, Peopleing y la Asociación de Mujeres Empresarias y Directivas de Bizkaia ¡las sensaciones son estupendas! Os dejamos los detalles de cómo transcurrió la jornada de Nuevos Referentes para mujeres emprendedoras.

experiencias-mujeres-emprendedoras

Como ya sabéis, se trataba de la jornada de Nuevos Referentes, donde mujeres empresarias de nuestro entorno nos contaban su experiencia. Tanto Manuela Gómez Salado, como Larraitz Zuazo, Laura López o Maru Sarasola llegaron a todas nosotras de una manera casi orgánica gracias a la sinceridad que se desprendía de sus historias personales. La exposición de Manuela Gómez Salado transmitió vitalidad por todos los poros: “controlo a tope mi producto pero no el mundo exterior y ese mundo influye en mi negocio” resaltó categórica. De ahí la necesidad de formarse como empresaria y de acudir a ferias del sector.

La honestidad de Laura López,  exponiendo su experiencia a la hora de reconocer que aceptar “precios basura” te lleva a la desmotivación y como esa base le sirvió para crear la Calculadora Freelance, que en breve veremos convertida en aplicación para nuestros móviles.

La iniciativa de Larraitz Zuazo de crear su empresa, Dirudi, junto con Eider Eibar, cansada de no poder manejar su destino profesional, y cómo algunos proyectos han sido un éxito total y otros han tardado un poco más.

Maru Sarasola, resaltando la importancia de las crisis en su trayectoria profesional como oportunidades clave para su empoderamiento como empresaria y de momentos brillantes de generación de ideas nuevas. Nos concienció en varios campos de trabajo para las mujeres empresarias que, aunque ya son “viejos conocidos”, es bueno que, una experta en abordar cambios personales y profesionales, nos lo recuerde: la dificultad para la venta, en general y la falta de autoestima. Parece que las mujeres tendemos a sobredimensionar nuestras debilidades e infravalorar nuestras capacidades.

Como puntos clave a resaltar dentro de las valiosas aportaciones de todas ellas, os desgloso cuatro:

  • La importancia de la formación continua.
  • Dedicar tiempo al momento de poner precio a nuestros servicios.
  • Encontrar grupos de colaboración que nos permitan a las pequeñas empresas competir con otras más grandes en un mercado globalizado.
  • La diversificación en los servicios que ofrecemos y nuestra clientela, empresas de varios sectores, como punto clave para la supervivencia  en estos tiempos de crisis.


Eskerrik asko!, ¿nos vemos en los próximos talleres?

Si te ha gustado este artículo, te animamos a compartirlo por las redes sociales. Recuerda que también podemos conversar en Twitter (@EmakumeEkin). ¡Gracias por la difusión de #EmakumeEkin!

Y si no quieres perderte ninguno de nuestros artículos, también puedes suscribirte al blog. ¡Gracias por la visita!

Imágenes del post: Mónica Deprit

TwitterLinkedInGoogle+FacebookPinterestEmail